Atracciones

Malta tiene una historia tan rica en acontecimientos que el país está prácticamente saturado de atracciones y lugares de interés.

En La Valetta, su capital, tienen lugar regularmente representaciones teatrales y conciertos, así como también numerosas exposiciones y acontecimientos callejeros. En el Museo de Arqueología de La Valetta hay una colección, de una riqueza excepcional, de objetos prehistóricos. En el Museo de la Guerra, en el Fuerte de St. Elmo, hay desfiles militares los domingos con soldados vestidos en uniformes de época y en la capital se puede ver también el impresionante Palacio del Gran Maestre y la Co-catedral de San Juan.

Con 7.000 años de historia, los sitios a visitar son innumerables: los Templos Megalíticos (incluyendo Ggantija, el único templo independiente en el mundo), las catacumbas subterráneas de San Pablo y Santa Ágata, los lugares importantes de los Caballeros de San Juan, como el Fuerte de St. Angelo y el Fuerte Rinella (en el que se conserva el cañón más grande del mundo). No hay que dejar sin ver los sitios importantes de la Segunda Guerra Mundial, como el refugio de Mgarr, los edificios ex británicos de Mtarfa, la Armería y el Museo Marítimo de Vittoriosa.

En Rabat están el Museo de Antigüedades Romanas (llamado comúnmente "La Villa Romana") y varias catacumbas. En la ciudad medieval fortificada de Mdina los visitantes encontrarán todo lo referente a las tropas Napoleónicas y a los festivales de flores. No hay que dejar de ver la Catedral y su museo, así como las tortuosas mazmorras de Mdina y la Mdina Experience. Si quiere un romántico paseo como no hay otro, disfrute de las calles de Mdina alumbradas con la luz de las farolas por la noche. No deje de probar el famoso pastel de chocolate en el salón de té Fontanella, situado junto al bastión desde donde hay una vista espectacular.

Para los amantes del arte las posibilidades son inmensas: visite la impresionante colección artística en el Museo Nacional de Bellas Artes, vea el cuadro de Caravagio La Decapitación de San Juan Bautista en la Co-catedral de San Juan y visite los frescos restaurados en ‘Norman House', Palacio Falzon en Mdina. Para ver obras contemporáneas visite las exposiciones en el Centro de Arte St. Johns Cavalier.

Para una fantástica y extravagante diversión lo mejor es el carnaval o los conciertos al aire libre. No deje de ver el carnaval de Nadur en Gozo y el desfile de La Valetta. A los niños les gustarán las actividades y los parques de atracciones, donde podrán ver el antiguo plató cinematográfico del Pueblo de Popeye.

La zona rural de las Islas es fascinante, con encantadores pueblos y un folklore cautivador. Hay 365 iglesias espectaculares, muchas de las cuales son interesantísimas: visite la iglesia de Mosta, famosa por su gran cúpula (la tercera cúpula más grande de Europa). Visite también la iglesia de San Nicolás en el pueblo de Siggiewi.

Visite las tres ciudades en Cottonera, dé una vuelta al atardecer por Sliema o por el paseo de Bugibba y visite en Gozo la ciudad fortificada de Citadel.

El domingo por la mañana visite el mercado del pescado del pueblo de Marsaxlokk, el mercado al aire libre de los alrededores de La Valetta o el mercado It-Tokk de Victoria, en Gozo.

Las Islas deben visitarse en el tiempo de la ‘festa' para poder tener una idea de la vida local con todo su colorido y sus pasiones.