Clima

El clima de Malta está fuertemente influenciado por el mar y es el típico del Mediterráneo. Las Islas tienen un clima muy soleado con un promedio de cinco a seis horas de sol a mitad del invierno y unas 12 horas de sol en verano.

Los inviernos son suaves, con cortos períodos fríos esporádicamente ocasionados por vientos del Norte y del Noroeste procedentes del centro de Europa.

Los veranos son calurosos, secos y muy soleados. Las temperaturas diurnas en verano son mitigadas a menudo por refrescantes brisas marinas, pero en primavera y en otoño un viento muy cálido procedentes de África hace que, excepcionalmente, las temperaturas sean altas y que la humedad sea elevada. Estos vientos cuyo nombre es Sirocco, o Xlokk en idioma maltés, afectan también a Grecia e Italia; en Malta el aire es generalmente seco a causa del corto trecho a recorrer desde la costa africana.

El índice de lluvia anual es de 568 mm. al año como término medio, y el período seco en verano es más largo que en la vecina Italia. Es posible bañarse en el mar en los meses de invierno, y la temporada alta de playas puede durar hasta mitad o final de octubre. 

Previsión del tiempo